Seguros Dotales: ganas porque ganas

Escrito por el Ene 20, 2009 en Artículos de Interés, Consejos, Noticias | 0 comentarios

Seguros Dotales: ganas porque ganas

“Todo un plan fianciero en un solo producto: los seguros dotales”.

Una buena organización de las finanzas personales incluye el ahorro a mediano o largo plazo para cumplir con objetivos bien definidos: la fiesta de XV años de una hija, el viaje intercontinental tan ansiado, la educación universitaria de los niños, el enganche para una casa, etc. Sin embargo, a veces ocurren imprevistos que impiden alcanzar esas metas.

    Existe una alternativa que ayuda a tener la disciplina necesaria para formar el capital requerido a través del ahorro, y al mismo tiempo brinda protección ante cualquier situación inesperada (como fallecimiento o invalidez), para así poder realizar las metas financieras de largo plazo. Se trata de los seguros dotales, que combinan la protección de un seguro de vida con el ahorro a largo plazo.

    Al contratarlo, el titular del seguro se compromete a pagar una cantidad definida en un plazo de 10 a 20 años, según lo decida; y al concluír el periodo, recibirá una dote  que consiste en el total del dinero aportado, mas una cantidad adicional, pactada desde el inicio del cotrato.

Justamente, este tipo de instrumentos están diseñados para iniciar la disciplina del ahorro y para conocer los beneficios de la cobertura en seguros.

——- —————- ——————   ————————-  ———————–

     Anteriormente, a muchas personas les venían pensamientos de muerte cuando escuchaban hablar de un seguro de vida. Las aseguradoras han luchado contra esta idea y dentro de sus campañas incluyen la cocienciación de las personas con respecto al riesgo de dejar a su familia sin ninguna protección, en caso de sufrir algún siniestro.

Incluso hay productos que pagan una mejor dote al concluír el plazo, que la cantidad derivada de la prima por fallecimiento. De esta forma se privilegia el ahorro y se cambia radicalmente la idea de que las personas valen mas muertas que vivas.

A pesar de que todas las personas tienen el deseo de ahorrar, las motivaciones para hacerlo son particulares. Por esta razón, las compañías aseguradoras han desarrollado productos relacionados con los seguros dotales que responden a las características de diferentes mercados.

————  —————- ——————— ——————– ———————

     Los seguros educativos son el seguro dotal mas recurrido, ya que permiten cubrir los gastos derivados de la educación superior de los hijos. Su vigencia depende de la edad de los hijos, ya que están diseñados para que se entregue la dote cuando cumple 18 años y están ingresando a la educación universitaria. Así que lo mejor es contratarlo tan pronto como los niños nacen, ya que de esta forma los pagos serán mucho más reducidos, pues se tendrá más tiempo para cumplir la meta.

Además de las ventajas anteriormente señaladas, también podemos señalar las siguientes:

  • Son temporales
  • Son inembargables
  • Son inalterables
  • Tienen tasa de rendimiento garantizada

No hay mayores requisitos para contratar un seguro dotal. Sólo se tiene que responder al cuestionario del agente de seguros, y si es necesario, el titular se somete a un examen médico para establecer su estado de salud. A partir de ahí, sólo queda el cumplimiento en el pago de las primas con la periodocidad que se haya pactado. Lo mejor es que los seguros dotales se pueden adaptar a las necesidades y situación financiera de cualquier persona.

—————- ———————— ———————————- ——————

Los seguros dotales por lo general tienen cobertura por muerte e invalidez. En caso de que ocurra un siniestro en el que el titular de la póliza perdiera la vida, los beneficiarios reciben la suma asegurada para que ellos puedan materializar el objetivo financiero para el cual fué contratado el seguro. En caso de invalidez, el titular deja de pagar las primas que quedan pendientes; y al concluír el plazo, la aseguradora entrega la suma asegurada. Incluso algunos seguros dan el triple beneficio de adelantar la dote al momento de sufrir la invalidez, dejando de pagar las primas y recibiendo una nueva dote al concluir el plazo.

     El objetivo de este tipo de seguros es que el titular de la póliza pueda disfrutar, en plenitud, de la dote que recibe al final del plazo. Actualmente, las aseguradoras ofrecen seguros dotales denominados en pesos y dólares.

Este artículo fué publicado en la Revista “Inversionista”, en su edición de junio de 2008, página 38, en su sección “Finanzas Personales”,  por Ivette Trahin.

 

Deje una respuesta.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *